Empezar a vender o comprar a otras empresas o autónomo de otros países de Europa, no implica un mayor gasto de impuestos, pero sí la obligación de darnos de alta en este registro de operadores intracomunitarios. 

Los principales trámites administrativos son: 

1.- Obtener el NIF-IVA

El NIF-IVA es nuestro DNI  con las letras ES delante. El “ES” nos identifica como operador intracomunitario español. ¿Cómo me doy de alta? Para darnos de alta en el Registro de Operadores Intracomunitarios tenemos que presentar un Modelo 036 en la forma que te indicamos en este vídeo:

 

¿Qué pasa si me inscribo en el ROI?

Podrás hacer facturas a tus clientes europeos sin IVA: las ventas intracomunitarias a clientes europeos son operaciones que no llevan IVA español, en vez de eso se usa el del país del cliente. Para ti es una venta sin IVA, o lo que es lo mismo una operación exenta de IVA. Eso sí, para que esto sea correcto nuestro comprador europeo tiene que ser empresa o autónomo (no vale si vendes a un particular) y también tiene que estar como tú dado de alta en el Régimen de Operadores Intracomunitarios. Si no está dado de alta en el ROI, no podrás facturarle sin IVA, y tendrás que hacerlo como si de un particular español se tratara y cobrarle el IVA (en el formulario de Ingreso de Declarando deberás marcar, particular español).

Podrás recibir las facturas sin IVA de las compras realizadas a empresas o autónomos situados fuera de España: Si no estás inscrito, la empresa que te ha hecho la venta tendrá que aplicarte el IVA de su país, con lo que acabarás pagando más. Dile a tu proveedor que estás inscrito, porque a veces al ser autónomo, dan por sentado que eres particular.

Estarás en el sistema VIES de Hacienda: El sistema VIES o Sistema de Intercambio de Información sobre IVA nos permite controlar si nuestro cliente o proveedor también tiene la condición de operador intracomunitario y por tanto poder aplicar la exención del IVA en nuestras facturas. 

2.- Presentar el modelo 349

Este formulario o modelo informativo, es un resumen de las operaciones intracomunitarias que has realizado. Aquí es es donde distingues entre tus ventas europeas de bienes o tus ventas europeas de servicios. Recuerda que este modelo de impuestos es muy importante, si no lo presentas Hacienda te puede sancionar. 

¿Cómo se refleja todo esto en Declarando?

Cuando compres o vendas, en el formulario de ingreso o gasto, indicarás que es una factura tipo Europea. Eso le dirá a Declarando que tienes que presentar el 349 y que tu modelo 303 de IVA se verá cambiado. Tú no tendrás que hacer nada, simplemente empezar a presentar el 349, que lo tendrás a tu disposición como el resto de modelos en el módulo de Tus Impuestos.

De todos modos, si tu compra o venta es puntual y no va a ser continuada, pincha en el botón de Gastos Deducibles y marca tipo de operación Europea y el asesor virtual te dirá exactamente si debes darte de alta en el ROI.

¿Encontró su respuesta?